dj pinchando sesión música

dj pinchando sesión música

En Free Yoga by Oysho la música tiene un papel clave. Creemos en su fuerza y poder y su capacidad para acercarnos a nosotros mismos, para permitir que escuchemos lo que nos está diciendo el propio cuerpo. Los ritmos de la música permiten una escucha más activa y directa, más posibilidad de conectar con lo que sentimos y lo que expresa nuestro cuerpo y nos aleja del bucle de pensamientos en el que habitualmente nos encontramos inmersos.

 

En nuestros eventos trabajamos con distintos profesionales para crear la mejor experiencia y en cuanto a la música, elegimos siempre a personas que sintonizan con esta visión y creencia al respecto de la música y la práctica. Defendemos la conexión que existe entre música, asanas y los beneficios que se suceden durante la práctica y  Katy Sainz sabe expresarlo perfectamente a través de los ritmos que nos acompañan durante el flow de toda la clase. En esta última edición del 3 de junio en Madrid fue ella nuevamente la encargada de crear la perfecta sesión musical. Son varias las ediciones que hemos celebrado con ella y es que su experiencia en el mundo de la música y su relación con el yoga, la hacen perfecta para acompañarnos y hacernos bailar (o danzar) al ritmo de los asanas.

 

“Siempre he sido muy espiritual y mística y trato de llevar una vida muy sana, cuidando mucho la alimentación y fomentando siempre lo holístico. He tenido siempre una salud delicada que me ha exigido tomar conciencia de mi cuerpo y aprender a escucharlo por lo que el yoga se ha convertido en parte de mi esencial e imprescindible”.

“Me gusta la fusión de conceptos y creo que el Yoga y la música se combinan muy bien”.

 

Sin duda se combinan muy bien y ello sabe hacerlo maravillosamente. Su estilo musical variado (House, Deep House, Tech House, Nu Disco, Downtempo, sonidos étnicos y tribales e incluso temas versionados un poco más comerciales), es perfecto para sesiones de yoga como la que disfrutamos en la edición de este año en Madrid y por supuesto también perfecta para seguir disfrutándola en casa en vuestra propia autopráctica. Os dejamos con ella a través de este enlace.

 

“Para preparar una sesión de música para yoga es fundamental ser yogui ya que es necesario entender ante todo como va una clase. Yo practico desde hace 12 años y de hecho estoy certificada como profesora y con el tiempo he entendido los sonidos ideales que pueden acompañar una clase y hacerte conectar a través de la música.

Cuando selecciono la música necesito saber como es la clase, si será dinámica, si es vinyasa, si el principio es muy tranquilo y la clase va in crescendo, si tiene muchos picos, si hay mucha relajación… veo con la profesora como es su clase aunque también puedo improvisar acompañando las secuencias, asanas… y siempre intentando que haya una armonía, una fluidez, que todo pegue.

Combino sonidos espirituales a la vez que místicos y nómadas que es también lo que pincho habitualmente. Define mucho mi estilo de música, trato de aportar mi esencia como dj de música electrónica y transforlarla un poco con sonidos tranquilos y que te eleven”, nos cuenta Katy para entender más sobre sus ritmos, secuencias y su manera de crear y unir unas melodías con otras”.

 

Si queréis saber más sobre ella y su trabajo, en su web podéis conocerla y profundizar.

 

sesión dj madrid